La carga rápida y la optimización de Android Oreo hacen que sea una maravilla