No es una tecnología nueva,  ya la lleva utilizando Samsung y Apple desde hace tiempo en sus teléfonos.