Baja la ROM completa y reinstala el sistema sin borrar el almacenamiento interno, en la mayoría de los casos se recomienda esto para corregir los fallos ocasionados por la OTA Update.