Ya no puedo participar para este concurso ya que como a algunos de nosotros, nuestras madres han partido, pero no significa que no las extrañemos. Esto no quiere decir que no se puede felicitar a todas ellas, a las qué están y las que no. Ahora me toca felicitar a mi señora esposa ya qué me ha dado el regalo más hermoso, una hija preciosa!!! Y en camino un nuevo integrante de la familia!!!!