Ah que recuerdos! Llegué a Xiaomi buscando un sustituto para mí Motorola Nexus 6. Me encantó Android puro, otras marcas instalaban sus aplicaciones que ocupaban espacio, aunado al software de la compañía de telefonía. Vi que del otro lado del charco era muy popular Xiaomi y comparado con otras marcas su relación calidad/precio era muy buena. Empecé a leer reseñas y en ese entonces Xiaomi sacó su primer equipo con Android puro: el Xiaomi Mi A1, y dije, ¿porque no? Mi único recelo era el tema de la importación y la garantía. Pero como una señal divina un día al entrar a un buen fin a una tienda SUBURBIA aquí en México, ¡ahí estaba el Xiaomi Mi A1 en color negro con sus 4/64 GB y doble SIM!. Mi mejor compra, al grado de que a un compañero de trabajo le gustó y después de un año se lo vendí para ir por el Xiaomi Mi A2. Ahorita estoy muy a gusto con el, pero no descarto pronto poder probar MIUI en un nuevo Xiaomi, ya que le recomendé la marca a mi suegro y se compró un Redmi 7 y al configurarlo me ha gustado la fluidez de MIUI. 😉