El que la música se pare cuando te quitas uno me parece lo mejor del mundo mundial!!!.... evitar el coñazo de quitarte uno para atender a la jefa y que el otro siga atronando en la otra oreja, no tiene precio. Son estos pequeños detalles en distintos equipos con grandes prestaciones los que te hacen decantarte por una u otra marca... y el precio!!! ;)